El lobo hambriento

Por el bosque, paseaba un lobo hambriento que hace días no había probado bocado. Como era invierno, muchas presas se habían escondido en sus madrigueras para estar a salvo del frío, manteniendo sus reservas de comida a salvo bajo tierra. Tampoco podía cazar pájaros, puesto que estos habían hecho sus nidos en las ramas más altas y él no sabía trepar árboles. Así que el lobo vagó, famélico, hasta acercarse a los límites del bosque, donde había una aldea en la que habitaban personas. Era peligroso para alguien como él aproximarse a un lugar así y más en su estado. (…) Leer el Cuento Infantil >>

Un deseo navideño

La época navideña siempre llenaba de gran emoción a todos los niños de la ciudad. Pero no a Cecilia, quien tomada de la mano de su madre, la veía hacer compras navideñas para preparar la cena y obsequiar a cada miembro de la familia. El centro comercial estaba lleno de rebosar de personas que como siempre, dejaban los preparativos de las festividades a última hora. Su mamá la llevó a que se hiciera una foto con el Santa Claus que estaba sentado en el atrio del lugar, en medio de un montón de regalos falsos y un trineo de plástico. (…) Leer el Cuento Infantil >>