Cuentos para Dormir Fábulas Infantiles Otros Cuentos

Rick y sus zapatos mágicos

Rick era un perro que vivía con una familia que le adoraba. Cada mañana se despertaba en su camita junto a 3 juguetes: un pollo, un erizo y un hueso de peluche, y eso le hacía muy feliz, pero había algo que no le gustaba… Él sabía que era un perro y deseaba ser algo más, deseaba ser una persona de carne y hueso y poder hacer las cosas que hacían sus dueños, quería comer con cuchillo y tenedor, dormir en una cama y andar con las dos piernas.

Rick sabía que sus sueños eran imposibles y que pasar de perro a humano era algo que nunca pasaría, sin embargo seguía con la esperanza de que algo pasara y pudiera saber como es la vida siendo humano. Una tarde mientras salía a pasear encontró unos zapatos rotos en una esquina, y mientras los olisqueaba pensó que quizás si se los ponía podría parecer una persona de verdad.

Al llegar a casa Rick fue directo a ponerse sus zapatos, quería saber lo que se sentía cuanto antes pero había un problema, debía atarse los cordones y con sus patitas era imposible, así que fue lo más rápido que pudo hacia Carlos, uno de sus amos, y mediante un par de ladridos consiguió que le atara los cordones y se fue a dormir a su cama junto a sus juguetes.

A la mañana siguiente Rick se despertó sintiéndose nervioso, algo muy raro en él ya que era un perro muy tranquilo, notaba que algo en él estaba cambiando así que asustado salió de casa corriendo. Cuando llegó a un callejón sin salida empezó a pensar que podía pasarle, y vio que sus piernas se estaban alargando, que su cabello se estaba cayendo y que su cuerpo en general ya no era el de un perro… ¡Era el de un humano!
Rick volvió a casa caminando con sus dos nuevas piernas, y les explicó a sus dueños lo que había pasado; aunque ellos al principio no se lo creyeron al final acabaron confiando en sus palabras y le acogieron como un miembro más de su familia, comprándole una cama nueva, decorando una habitación a su gusto y llevándole a miles de viajes a lo largo del mundo.

perro con zapatos

Lo que podemos aprender de Rick es que nunca hay que perder la esperanza ni rendirnos ante nuestros sueños porque la vida da muchas vueltas y puede llegar a sorprendernos.

Deja tu voto para que el autor sepa cuánto te gustó:

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars6 Stars7 Stars8 Stars9 Stars10 Stars (251 votos, resultado: 7,97 de 10)
Cargando…
Loading...

Acerca del autor

Anonimo

8 Comentarios

Clic aquí para Comentar

DESCARGA GRATIS: 20 EJEMPLOS DE CUENTOS CORTOS PARA NIÑOS

Loading...




RSS Cuentos Infantiles Cortos

  • El pescador
    Un día, un rico empresario salió a disfrutar de un paseo por la playa. A simple vista, uno podía apreciar que se trataba de un hombre millonario, pues iba vestido con un traje de marca carísimo, llevaba un reloj de oro puro en una muñeca, gafas de sol exclusivas y hasta la goma que usaba […]
    Erika GC
  • La Vaca
    Un día, un joven discípulo salió a viajar por el mundo al lado de su maestro, un viejo muy sabio que había vivido un montón de experiencias y al cual había jurado obedecer. Por largos días caminaron, buscando posada en los lugares que se atravesaban por su camino. Hasta que llegaron a un campo hermoso, […]
    Erika GC
  • El papel arrugado
    Era un día normal en la escuela cuando Luis, uno de los estudiantes más conflictivos del salón, golpeó a uno de sus compañeros después de discutir por una tontería. No contento con eso también insultó a Noé, el chico con quien había peleado por un comentario inofensivo. En el fondo, Luis era una buena persona […]
    Erika GC
  • El árbol triste
    Había una vez un bosque frondoso en el cual habitaban distintos tipos de árboles. Todos ellos convivían felices y en armonía, pero había uno en especial al que siempre se le veía cabizbajo y triste. Y es que él, a diferencia de los demás, no tenía la menor idea de quien era. No daba frutos […]
    Erika GC
  • El saco de plumas
    En un pueblo vivía un hombre que apreciaba mucho a su mejor amigo, pues desde niños se habían criado juntos. Habían crecido, estado el uno con el otro en las buenas y en las malas, y se habían ayudado en los tiempos de necesidad. Parecía que nada en el mundo podría quebrantar esa gran amistad […]
    Erika GC

Lee los mejores cuentos del blog