Las hojas y el viento

Publicado por: Paty Cuentacuentos

Era un día de sol radiante, muy temprano todavía como para dar un paseo matutino. De pronto me detuve y pude sentir la risa alegre de unos niños que jugaban con sus cometas y competían entre sí a ver quien lograba mayor altura. Reconocí a unos niños y me acerqué a ver lo que hacían, eran hijos de mi vecina y estaban solos, ellos comentaban que su cometa era mejor y más bonita que la del otro y en menos de lo que se pensaba ya discutían por quien ganaría la competencia.

Raúl le dijo a Toño: cuando cuente hasta 3, corremos hasta que las cometas tomen alturaEstá bien Raúl pero hay que sujetarlas bien porque a veces el viento sopla tan fuerte que las podemos perder dijo Toño. Esa mañana el fuerte viento hizo que Raúl estrelle su cometa en la copa de un árbol y que Toño suelte la suya que se fue perdiendo por el horizonte. Se les quitó la sonrisa y la cólera los embargaba. Se me ocurrió ayudarlos a bajar la cometa del árbol que parecía aún rescatable, pero no se podía pues estaba muy enredado. Al mover las ramas el viento hice que del árbol cayeran muchas hojas y provocara una hermosa lluvia de colores lo que nos hizo olvidar las cometas y el mal momento.

Les mostré a esos niños que cuando uno quiere puede disfrutar aunque solo fuera viendo volar las hojas con el viento. No terminaba de hablar y ellos corrían por todos lados a ver quién podía recoger más hojas admirando como el viento soplaba sobre ellas. Sin duda los niños tuvieron una gran actitud.

Loading...

las hojas y el viento

¿Te gustó? ¿Lo compartirías? ¡Muchas Gracias!
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest

Deja tu voto para que el autor sepa cuánto te gustó:

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars6 Stars7 Stars8 Stars9 Stars10 Stars (60 votos, resultado: 8,70 de 10)
Cargando…

Al autor del cuento le gustaría que lo apoyes apretando estos botones sociales y.... no te olvides de dejarle un comentario MÁS ABAJO!

Publicado por: Paty Cuentacuentos

Te Recomendamos: