Cuentos de Terror para Niños

La niña, la bicicleta y el ataúd

La soledad y la oscuridad de la noche tenían un toque mágico para Ariana, que era una niña muy intrépida. A ella le gustaba pasear y hacer piruetas en bicicleta a toda velocidad en una carretera amplia. Una noche, como siempre, ella sube a su bicicleta y sale a dar un paseo. La noche estaba fría y el viento soplaba fuerte. Era estremecedor y a la vez emocionante para Ariana. Las luces de los autos, como nunca, eran más intensas y enceguecían los ojos de la niña de vez en cuando. Empezó a sentir que se esforzaba mucho para abrir los ojos. Los sentía muy pesados. Esto no le había pasado nunca pero no le pareció extraño y siguió pedaleando con más fuerza. Continuó su viaje y al dar vuelta en una curva tuvo delante de ella un montón de rocas cerca de un precipicio que olvidó que había allí.

Ariana logró esquivar rápidamente las rocas con mucha habilidad. En ese instante quedó adormecida y con mucho sueño por el largo viaje que había tenido. Al despertar estuvo acostada en su cama. Entonces supo que había sido un sueño el paseo en bicicleta de la noche anterior. Cerca de ella había un racimo grande de las rosas blancas que tanto le gustaban. Se sentía muy cansada y sólo quería dormir, pero recordó que ese día tenía que ir temprano a la ceremonia de graduación de su hermano mayor. Su madre le arreglaba el vestido que traía puesto, se acercó a darle un beso en la frente y la abrazó tan fuerte que recordó el amor y el calor con el que su mamá solía darle los abrazos cuando era pequeña.

Vio a su hermano que ya estaba listo con un terno muy elegante. “Qué guapo está”, pensó. Al levantarse la madre, Ariana vio su rostro lleno de lágrimas y no entendía la razón. Quiso levantarse pero no pudo. Empezaron a llegar familiares y amigos de ella que no veía hace tiempo. Todos la miraban y conversaban entre ellos pero ninguno hablaba con ella. Llegó su papá y dijo a todos: “Es hora de partir”. Se acercó a Ariana, la miró y se despidió de su hija con un beso, antes de cerrar el ataúd en el que estaba Ariana. Fin.

Los cuentos de esta sección son hechos especialmente para niños. Pero si es que eres un niño grande y estos cuentos no te dan miedo te recomiendo que hagas clic aquí

Deja tu voto para que el autor sepa cuánto te gustó:

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas6 Estrellas7 Estrellas8 Estrellas9 Estrellas10 Estrellas (196 votos, Calificación: 7,72 de 10)
Cargando…

Acerca del autor

Anonimo

DESCARGA GRATIS: 20 EJEMPLOS DE CUENTOS CORTOS PARA NIÑOS

RSS Cuentos Infantiles Cortos

  • Prisionero
    Durante la década de los 40. Europa se vio sumida en la guerra más brutal que haya existido hasta el momento en la historia de la humanidad. Marcada por la discriminación y el odio hacia las personas diferentes, esta época derivó en la muerte de millones de personas en diferentes países. Los más afectados fueron […]
    Erika GC
  • El árbol inútil
    Lao Tzu era un gran maestro taoísta que viajaba de pueblo en pueblo acompañado por sus discípulos. Juntos se dedicaban a ayudar a las personas ofreciéndoles consejos, enseñándoles y haciendo las tareas que los más viejos no podían hacer. Su modo de vivir era practicar la compasión y ser generosos con los demás. Un día, […]
    Erika GC
  • El mendigo insoportable
    Había una vez un señor muy poderoso que había llegado a acumular una gran fortuna en China. Su nombre era Guang y aunque era el máximo terrateniente en su región, las riquezas acumuladas no habían servido más que para endurecer su corazón. El día que cumplió cincuenta años hizo preparar un gran banquete para celebrar […]
    Erika GC
  • Concentración
    Había una vez un joven que tenía un gran talento para la arquería. Cuando era un niño, le obsequiaron su propio arco con flechas para practicar y todas las tardes, sin falta, se ponía a disparar en medio del bosque. Así fue hasta que consiguió dominar el arma por completo, convirtiéndose en el mejor arquero […]
    Erika GC
  • Destino
    Hace mucho tiempo, un general japonés entrenó a su ejército para pelear una importante batalla. Sus hombres eran escasos en comparación con los del enemigo, por lo que cualquiera en su lugar se habría dado por vencido antes de caminar rumbo a una masacre. Pero él no. El general siempre había sido valiente desde que […]
    Erika GC

Lee los mejores cuentos del blog