Hace un tiempo habían dos hermanas, una de ellas era muy rica pero no podía tener hijos, la otra, era muy pobre pero había sido bendecida con 5 hermosos niños. Lamentablemente el hambre asolaba el hogar de la pobre hermana.

Pero una mañana ella pide auxilio a su hermana rica, ya que sus niños agonizaban, pero ella no podía con su maldad y maltrato a su hermana negándole el pan para sus sobrinos que morían de hambre. Al llegar su esposo, corto un pedazo de pan para comer y de el salía sangre, ala ver eso su esposa aterrorizada le conto lo que hizo con su propia hermana. Es entonces cuando el va detrás de su cuñada para ayudarla, pero tres de los niños mayores ya habían partido al cielo.

La pobre madre, aun tenia en sus brazos a sus dos pequeños, y mientras oraba a Dios le respondió así a su cuñado:

-«Ahora ya no deseamos nada de este mundo, lo que deba recibir vendrá del cielo muy pronto».

Al cabo de unos minutos, sus dos niños también cerraron sus ojos para siempre mientras su Madre, también partía al cielo con ellos.

Quien tiene la fortuna de poseer mas que los demás, sin ningún pretexto debe compartir y al momento.

 

Deja tu voto para que el autor sepa cuánto te gustó:

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas6 Estrellas7 Estrellas8 Estrellas9 Estrellas10 Estrellas (22 votos, Calificación: 8,09 de 10)
Cargando…