Algún tiempo atrás, en un centro comercial muchos niños paseaban en la zona de juegos con amigos y familiares. Algunos saltaban en un trampolín, otros jugaban con unas pelotas, mientras otros paseaban en los carros chocones.

Toño que era un niño muy alborotado y andaba de juego en juego, se perdió por unos minutos, se fue a comprar dulces pero demoraba demasiado preocupando a sus familiares y a los agentes de seguridad del centro comercial.

A la media hora encontraron a Toño cerca de un auto con gente desconocida que lograron llamar su atención con dulces y globos. Parece que a Toño no le enseñaron que los niños no deben hablar con ningún extraño o tal vez lo olvidó al ver las golosinas que a todos los niños les gusta.

Lo cierto es que ningún niño debe aceptar nada de algún extraño, aún cuando le regalen cosas, dijo la abuela. Felizmente lo encontraron a tiempo antes que subiera al auto ya que esa era la intención de los desconocidos, llevárselo, comentaron los padres.

Por cierto, antes que te olvides, ¿nos apoyarías con un like? De esta forma nos apoyas a seguir publicando de forma gratuita.😀

De  allí en adelante conversaron los padres con Toño pero seriamente y le contaron algunas historias de niños que fueron lastimados o desaparecieron por desobedecer a los padres. Toño debió aprender la lección y nunca mas habló con extraños aunque le regalaran dulces o juguetes, aun si le decían que sus padres ordenaban que fuera con ellos, estuvo muy advertido.

Con extraños no se habla 1

Los padres son las personas que mas aman a sus hijos, a ellos se les debe obediencia porque siempre desearan lo mejor para sus hijos.

Deja tu voto para que el autor sepa cuánto te gustó:

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas6 Estrellas7 Estrellas8 Estrellas9 Estrellas10 Estrellas (52 votos, Calificación: 8,46 de 10)
Cargando...

Acerca del autor

Paty Cuentacuentos

¡Sé el primero en comentar!

Clic aquí para Comentar