Autor -Anonimo

Fábulas Infantiles

La mangosta leal

Había una vez una pareja de granjeros que tenía una mangosta, a la que desde pequeña habían criado como a su mascota. Todos los días le daban las sobras de la comida y por las noches dejaban que durmiera junto a su cama. Un día, el granjero y su esposa tuvieron que salir urgentemente de la granja para ir a trabajar, por lo que dejaron a la mangosta con su bebé, pensando que ella lo cuidaría muy bien. Sin embargo, al ver que salían de la casa...

Cuentos Infantiles con Moraleja

Una sonrisa en su vida

Nunca se supo que Mokugen sonriera sino hasta su último día en la tierra. Él era un viejo monje Zen que habitaba en un antiguo monasterio, acompañado por sus estudiantes. Ellos pensaban que era un hombre incapaz de sentir alegría. Cuando llegó el momento de su muerte, ordenó a sus discípulos que acudieran a verlo. Todos entraron en sus aposentos con rostros tristes y confundidos. Entonces, él les habló: —Han estudiado conmigo durante más de diez...

Fábulas Infantiles

Los cuatro amigos y el cazador

Hace mucho, mucho tiempo, vivían tres amigos en una jungla. Eran un ciervo, un cuervo y un ratón. Todos los días se reunían para compartir sus comidas juntos. Un día, una tortuga se acercó a ellos y les dijo: —Yo también quiero unirme a su grupo y convertirme en su amigo. Estoy completamente sola. —Eres bienvenida —dijo el cuervo—. Pero, ¿qué hay de tu seguridad personal? Hay muchos cazadores merodeando en los alrededores, visitan esta jungla...

Cuentos Infantiles de Navidad

Los doce meses

Había una vez en un país muy lejano, donde los inviernos eran crudos y los veranos maravillosos, una linda jovencita llamada Marushka, la cual vivía en una casa en medio de las montañas, con su madrastra y su hermanastra. Ambas la odiaban por ser bella y bondadosa, y constantemente planeaban su muerte de las maneras más viles. Cuando el invierno llegó, más crudo que nunca, ambas le ordenaron a Marushka que saliera de la cabaña para buscar...

Otros Cuentos

Blanca Navidad

Blanca era una niña cuyos padres por razones de trabajo vivían muy lejos, por eso ella quedo al cuidado de la abuela, todo lo hacían juntas y se querían mucho. Eran días de mucha nieve y todos en sus casas se preparaban para la Navidad adornando los árboles, las luces y adornos de muchos colores. Pero algo entristecía el corazón de Blanca, ella deseaba con todo su corazón que sus padres estuvieran con ellas para Navidad...