Piel de Oso (2da parte)

En nuestro capítulo anterior, fuimos testigos de como un guerrero noble se veía obligado a aceptar la penitencia del diablo para subsistir después de la guerra. Sin tener ningún lugar al cual ir, Piel de Oso anduvo de pueblo en pueblo, cargando aquella abominable piel que hacía que todos le tuvieran miedo. En cuestión de días, la suciedad se acumuló en su cuerpo como una plaga que obligaba a las personas a apartarse de él. Nadie quería dejarlo entrar en su casa a pasar la noche. A causa de su mugriento aspecto, la gente lo miraba con desdén y trataba (…) Leer el Cuento Infantil >>

Las lentejas de Ésau

Había una vez dos gemelos llamados Ésau y Jacob, que eran hijos de Isaac y Rebeca, y nietos de Abraham, el gran padre de las doce tribus de Isreal. Ésau, el mayor, era un cazador muy hábil y el favorito de su padre, pues gracias a sus habilidades con el arco y la flecha, siempre podía proveer a su familia de buenas presas para comer. Rebeca sin embargo, tenía como favorito a Jacob, pues tenía un carácter más dulce y tranquilo. Nunca le importaba ayudarle con las tareas de la casa y era amable con todo el mundo. Aunque tenían (…) Leer el Cuento Infantil >>

¿Por qué los perros se olfatean la cola?

¿Has notado que siempre que dos perros se encuentran, inmediatamente se olfatean la cola? Esta es una costumbre muy graciosa que tienen nuestros mejores amigos para reconocerse, y que nunca imaginarías de donde proviene. Cuenta una vieja leyenda que hace mucho tiempo, cuando las tribus indígenas poblaban toda América, en el territorio de México, los hombres comenzaron a domesticar a los perros para que estos les sirvieran. Ellos les ayudaban a ahuyentar a las bestias, cuidaban sus casas y les avisaban por medio de sus ladridos si algún intruso se estaba acercando. Los perros, como es bien sabido, son animales (…) Leer el Cuento Infantil >>

El lobo harto y la oveja

Este cuento infantil está basado en una famosa fábula de Esopo. En una pradera muy verde, vivía una oveja a la que le encantaba pastar con sus amigas. Todos los días, el rebaño se dirigía hasta aquel punto entre el valle donde podían comer toda la hierba que quisieran y se quedaban tumbadas al sol por horas. Siempre cuidaban no alejarse demasiado, pues todas sabían que había lobos en los alrededores que podían devorarlas. Además, apenas se ponía el sol emprendían el camino de regreso a casa. Procuraban nunca dejar a nadie sola en la pradera. Pero esta ovejita, que (…) Leer el Cuento Infantil >>

Piel de oso (1ra parte)

Había una vez un joven muy valeroso que se alistó en el ejército para ir a la guerra. La batalla se extendió por años y en todo ese tiempo, él peleó y dio lo mejor de sí hasta que se hizo la paz. Lleno de condecoraciones, pudo volver a casa, solo para enterarse de que sus padres habían muerto. Así que el soldado pidió asilo a sus hermanos menores, que se habían quedado en la ciudad a diferencia de él, y se habían casado y formado familias. Sin embargo, ellos tenían el corazón tan duro que rechazaron dejarlo entrar en (…) Leer el Cuento Infantil >>

Página 1 de 12412345...10...Última »